sostenibilidad-rse 1 de junio, 2018

Alianza por la construcción sostenible en Bogotá

Algunas compañías han logrado la disminución de la generación de Residuos de Construcción y Demolición en obra hasta en un 75%, este es uno de los avances logrados por el Acuerdo Empresarial de Construcción Sostenible.
Domo sostenible Camacol - Crédito Revista En Obra

El uso racional y el ahorro de agua y energía, así como la disminución en la generación de Residuos de Construcción y Demolición (RCD) y de gases de efecto invernadero están entre los temas sobre los que las empresas que hacen parte del Acuerdo Empresarial de Construcción Sostenible presentan avances importantes.

 "Gracias al compromiso de estas empresas, logramos resultados que ponen a la actividad edificadora en el camino de la construcción de una ciudad de calidad en la que prevalece el enfoque sostenible. Además, estas buenas prácticas se articulan con iniciativas y proyectos que se lideran desde la Administración Distrital, nuestros aliados", dijo la gerente de Camacol B&C, Martha Moreno Mesa.

La dirigente gremial expuso como ejemplos las buenas prácticas de algunas compañías que, en el primer año de vigencia del Acuerdo firmado en septiembre de 2016, han logrado la incorporación de 36.000 toneladas de materiales de desecho a la fabricación de nuevos productos, mientras que otras han alcanzado la disminución de la generación de RCD en obra hasta en un 75%. Se evidencia también avances significativos en el uso racional de los recursos en casos en los que se reportan ahorros en energía entre el 20% y 40%, y en agua entre 26% y 45%.

La gerente de Camacol Bogotá y Cundinamarca recordó que fueron 26 empresas del sector las que firmaron el Acuerdo Empresarial de Construcción Sostenible en 2016, y desde entonces se cuenta como aliados estratégicos con las secretarías distritales de Ambiente (SDA), Desarrollo Económico (SDDE), Hábitat (SDHT) y Planeación (SDP).

Y es que la sostenibilidad es un tema prioritario en la agenda de la Administración Distrital. Desde la Secretaría de Ambiente, por ejemplo, se ha brindado acompañamiento a 349 proyectos urbanos y arquitectónicos en espacio público y privado, promoviendo la construcción sostenible y el ecourbanismo en la ciudad.

"Bajo el programa ‘Bogotá Construcción Sostenible’, se busca que los proyectos implementen estrategias con el propósito de mitigar los factores de deterioro ambiental, mejorando la calidad de vida de los bogotanos. Actualmente, han sido reconocidos 960.760,33 metros cuadrados en 16 proyectos de la ciudad, cifra que incrementará como resultado del trabajo conjunto que estamos desarrollando para la promoción de la construcción sostenible", explicó el Secretario Distrital de Ambiente, Francisco José Cruz Prada.

Desde la Secretaría de Desarrollo Económico se ha promovido la especialización inteligente de la ciudad por medio de la evaluación y promoción de proyectos como ‘Región Sostenible’.

"Creemos en la Especialización Inteligente de Bogotá, para seguir apostándole a un sector de la construcción sostenible y competitivo. Este tipo de alianzas nos permite ver que el desarrollo de la ciudad es un esfuerzo de todos: el sector privado, el Distrito y la academia", afirmó el secretario Distrital de Desarrollo Económico, Juan Miguel Durán.

 Desde la Secretaría de Habitat se están liderando proyectos con criterios de ecourbanismo y construcción sostenible en las localidades de Ciudad Bolívar, Usme, San Cristóbal, Usaquén y Suba, a través de intervenciones de mejoramiento habitacional, del entorno y Transformaciones Urbanas Para la Inclusión (TUPI).

 "Estas labores han llevado a la implementación de estrategias para el uso eficiente de agua y energía, la selección de materiales ambientalmente sostenibles, la gestión eficiente de residuos, la calidad ambiental interior de los espacios y el bienestar de sus habitantes", dijo Guillermo Herrera Castaño, secretario Distrital de Hábitat.

Por otra parte, Mauricio Acosta Pinilla secretario Distrital de Planeación(E), explica que "los avances en construcción sostenible  corresponden a la definición de instrumentos como el Plan de Ordenamiento Territorial (POT), que contiene la Política de Ecoeficiencia, dirigida a orientar el desarrollo del territorio y ejecutar acciones concretas sobre el mismo".

Dicha política hace énfasis en cuatro aspectos básicos: la redefinición de la estructura ecológica principal en la estructura ambiental y de espacio público; el desarrollo de estrategias de ordenamiento territorial orientadas al control de la huella ecológica, la gestión de riesgos, el cambio climático y la resiliencia; un crecimiento y desarrollo urbano denso, compacto y de uso mixto, y el incremento de la calidad ambiental territorial.

 

Boletín de Noticias

Reciba las últimas noticias y novedades del sector